lunes, 31 de diciembre de 2012

Surprise


En días como estos muchas personas cierran los ojos durante unos pocos segundos, y piden algo, con mayor o menor fuerza, más o menos ímpetu, pero sintiendo que algo les hace falta se aferran a aquello en lo que creen y piden por ello. Quizás por costumbre o quizás porque no ven otra salida.

Mejor fortuna, dinero, salud, paciencia, que me pase esto o lo otro, que los míos estén bien…

En una ocasión se me dijo ‘no esperes nunca nada, porque nada se te va a regalar, todo tiene un precio’, ya se llame esfuerzo, sacrificio personal, paciencia (porque no todo ocurre cuando queremos)… pero no importa el nombre que coja, por muy fuerte que se aprieten las manos, sin fe (en aquello que cada uno crea), sin esperanza, y sin poner de nuestra parte, pocas cosas cambian sin un precio posterior.

Mi consejo es que más que pedir, deberíamos dejarnos sorprender con más frecuencia, relajarnos y afrontar los problemas (hay quien los llama oportunidad) con forme vengan (porque como anteriormente dije, hemos nacido con una fortaleza con la que, a menos que nuestras aptitudes digan lo contrario, se puede superar cualquier obstáculo, nada pasa porque sí). Se trata más que pedir regalos e ilusionarnos en su espera, dejar que lleguen cuando deban llegar y agradecerlos, o al menos hacernos los sorprendidos.

viernes, 14 de diciembre de 2012

Entre Sol y Mi, Luna.


Había olvidado la gratitud que desprendían unas cuerdas al ser renovadas, que entre que mis manos les daban la merecida calidez aturdían a unos músculos de madera que pretendían resistirse al tacto con el que me iba acompasando poco a poco, y los balbuceos salían en proporción a la intensidad con la que aproximaba su boca a la mía, y la mía a la suya, como esos metrónomos que no llegan a detenerse a menos que los engranajes, desgastados por el tiempo o el agotamiento, se interponen en su curso. Afinar cada una de las seis formas de explotar su voz, para después combinarlas y erizarnos la piel, y probar por enésima vez unos muelles que no caerán en la breva de dejarnos desfallecer entre las subidas y bajadas de las longitudes de onda de sus suspiros, todo ello teniendo que subir siempre un tono y medio más que el día anterior, puesto que es la distancia que me separa de una luna deudora de su séptima más alta.

martes, 4 de diciembre de 2012

Improvisando my lego house y chitón.


¿Qué más da que puedan pasar años para despertar un día y ver que cuanto soñabas es en ese momento real? ¿Por qué tanta prisa porque llegue? El carpe diem da a entender que toda variable se estremece cuando nos metemos en la cuarta dimensión, los hombros lagrimeados te sacan del pozo por profundo que sea y lo llenan de esas cosas que solamente una florecilla sabe rememorar con su historia.
¿Y qué si no es al final como en un inicio se quiso? Nos agobiamos en cuanto algo se sale de nuestras expectativas, necesitamos tenerlo todo bajo control, incluso lo que no depende de nosotros. Nos acostumbramos a querer saber hasta el más insignificante de los detalles para que todo sea perfecto, sin pensar en que esa perfección pueda hospedarse en una mirada a lo largo de un viaje, un comentario absurdo que te ha hecho sonreír al final de ese día que tantas ganas tenías que acabara, en que te puedas encontrar una mañana la cocina patas arriba porque a tus hijos se les haya ocurrido hacerte el desayuno... Estamos de acuerdo en que los mayores tesoros se encuentran en los detalles más recónditos, pero no siempre nos damos cuenta de que cronometrar hasta el último segundo nos puede quitar la oportunidad de explotar todo su sabor.

martes, 27 de noviembre de 2012

Yo no he sido

Las nubes tuvieron que estar aburridas para bajar a mirarnos a través del cristal, pero al pasar un rato de que se hicieran a una planta inferior a la acostumbrada crearon algo de niebla y humedad en los exteriores, o eso daba la impresión, pero con las ventanas cerradas no había otra preocupación que la de no perderme por enésima vez en las profundidades de su mirada aunque no nos separasen más de 7cm, que el tiempo dejase de tener valor existiendo su sonrisa, o que mis latidos quisieran acompasarse con los suyos en un vago intento de comprender esas sonrisas paradójicas desencadenantes de silencios que no necesitan a un infinito celestino de nuestros encuentros, sino una sábana que no permita al calor abandonarnos a la fortuna de unas nubes que no pudieron sujetarse al alféizar lo suficientemente fuerte a causa de la condensación. 


martes, 20 de noviembre de 2012

Espoir en l' etoile

Sencillo, concreto honesto, sincero.
Tantas ganas como miedo.



sábado, 17 de noviembre de 2012

Hatears

Porque en verdad da igual cuan buena pudiera ser la obra, 
o la emotividad que desprendiera tu personaje, 
hasta que no se haya descargado 
y descanse,
donde sea que esté, 
de una vez por todas, 
nada 
parecerá 
valer la pena.

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Me wo tojite


Analizando la locura que corrompe a las caricias que, por infinitas que se sienten, alcanzan a parpadeos ciegos de la razón más corrupta, he comprobado empíricamente la melancolía de su ausencia en las gotas de lluvia que intentan llamar mi atención a lo largo de los paseos en los que le recorro con la mirada su obligo, y los ojos cerrados.
Denegaba los pétalos que llegaban a su alféizar con el propósito de clavarse en sus pupilas marchitándolos, y sin importarle hacer llorar a la primavera alegaba una y otra vez que un florete con botas alcanzaría al nenúfar en el que ahora sólo queda el recuerdo de un baile que no llegó a terminarse, que ha de recuperar las sonrisas que dejó selladas en una almohada exhausta enfrentándose a las sornas que el miedo custodia cual bicho de fogueo sin permitir el paso a ningún aliado de los enemigos marinos. Mas no era el caso y opuso resistencia a la coreografía que había aprendido en locales de locos apreciados por el hermano calor de la bilirrubina, contrarrestando los golpes del acero con una inseguridad que no siendo difícil de evadir me impulsó hacia el lugar en el que un cuello reposaba a esperas de que no se enfriara para la hora de la cena.

martes, 16 de octubre de 2012

Maldivas sean


Sin la menor intención de alejarle de ninguna de las vidas que le quedaban terminaba agazapándose en su regazo sintiendo cómo el ritmo de la respiración cerraba sus ojos y le quitaba el frío que pretendía entrar envidioso entre los recovecos de sus brazos mientras recorría una y otra vez las carreteras de su espalda. 
Creía no mentir cuando alegaba que las guerras no volverían a estar dispuestas a darse en los dominios de la locura que anda encerrada bajo la llave de mis sábanas, sin embargo, al presuponer una realidad que no era más que la más rápida a la costura de los recuerdos, apareció de un entorno extraño al cual no me había habituado, asomando una sonrisa que apartaría los saltos y las ganas de volar a otros destinos que no sean su risueña mirada, llegando a intimidar a las decisiones bilaterales y alejándolas con un punto final que no da tregua alguna a la misma vez que ilumina las ramas de unos árboles cuya complejidad y lascivia atentan contra mi propiedad.

miércoles, 3 de octubre de 2012

Mitte mitte kudasai


A veces necesitamos que las obviedades nos sean recordadas para poder tomar perspectivas desde otros ángulos, llegar a nuevas conclusiones que nos descubran posibles soluciones en un problema dado, optimizar el tiempo y los recursos presentados. Retroceder un paso antes de lanzarnos a lo que se puede presentar como desconocido o incierto, coger y recontar las premisas, mirarlas una por una, y luego en conjunto, analizarlas, evaluarlas de tal forma que las posibles soluciones sola y únicamente impliquen que el esfuerzo de haber dado ESE paso merece la pena.
La continua transformación de la energía también llama a todo ser racional a no permanecer estancado en un mismo punto de modo que el cambio de posición sirva de fortaleza y motivación a los pasos que se han quedado atrás para que aceleren su ritmo y no se pierdan en el camino.

martes, 25 de septiembre de 2012

No gustan, encantan.

Un año, un día, un instante en tus labios. Pícaros e inocentes, escurridizos donde los haya, y aún así los mejores ladrones de mis suspiros. Haciendo esperar hasta la hora de comer(te) para devolverme las secuencias de funciones exponenciales en las que el tiempo juega a tenderme emboscadas con esas manos difíciles de no dejarse capturar, en el que con un ligero y suave movimiento envuelves el mundo al que había acomodado y lo trasladas fuera de mi campo de visión para dar lugar al miedo, a la alegría, a la sorpresa, a los nervios, a la vergüenza, a la felicidad, a esa entropía mental tan particular a la que tanto me he aficionado a desordenar.

miércoles, 19 de septiembre de 2012

nocilla firefrog

Hay momentos en los que aún sabiendo que no sirve de nada llorar contienes un vacío abismal que parece comerte poco a poco, arrancándote una a una las sonrisas que te impulsan a seguir adelante, que ansía desdibujar la chispa con la que matas las sombras que te siguen por doquier. Das un paso, y otro, y otro, y te paras. Te paras, y subes la cabeza manteniendo la mirada fija, y la vuelves a bajar, porque de eso se trata, ¿no?
Metes las manos en los bolsillos resignándote, sigues sin solucionar nada, pero al sacarlas la figura que aparece remangada te mete más oxígeno en los pulmones. Echas a correr con sus voces alentándote a coger más velocidad, a tomar impulso con cualquier piedra traidora, a perder el control sobre tu propio cuerpo.
Y vuelves a caer. Falta de costumbre a esa sensación, o eso quieres suponer. Miras en búsqueda de algún daño colateral, y comprobando que todo sigue en su sitio, en un intento de reanudar la mar-cha, te encuentras ardiendo por culpa de una rana pirómana.

domingo, 16 de septiembre de 2012

Paciencia, curiosidad y dos puntos tres.


…Insss, sólo había pasado un minuto. Einstein y su relatividad estaban volviendo a hacer de las suyas. Volvía a mirar los relojes, y después el móvil, a ver cuál iba más adelantado.

Tic-tac, tic-tac, tic-tac...

Su voz se entrecorta y la mía carcajea. El mal humor cree que puede esconder a los nervios cual niño tras un árbol, a pesar de que con imperativos de seguridad sólo deja a la vista que el florete está a punto de ser derribado, mas esta vez es una nueva coreografía la que me vende a la hoja de su merced, y me muestra una vez más que siempre salen nuevas variables para resolver los sistemas de ecuaciones mientras los ángulos muertos pueden ser resucitados fácilmente con un sencillo paso de baile.
Sin apartar la vista de mis manos se acerca y me mira, “el día que tus pupilas no delaten tus movimientos es posible que tengas alguna oportunidad”, y así me dejaba, con ocasiones llenas de desventajas y sin iris.
Luego, añadiendo noches sin dormir y con la conciencia bailando sobre la cama, se pasaba el tiempo acumulando ojeras con frases raramente comprensibles las cuales perpetraban sonrisas entre un momento de busca y captura de alguna estrella sin contaminar.

domingo, 9 de septiembre de 2012

Imagine


Que llegase el día en el que haya diferencia entre educación y ‘políticamente correcto’,  que las máscaras caigan por su propio peso y decir la verdad no sea tan difícil.

It's easy if you try

Que ser fiel a tus principios, a tu palabra y a las personas pueda ser algo más allá que un mero pasatiempo.

It isn't hard to do

Que aquellos que se da a entender que son un ejemplo a seguir y representativos puedan transmitir valores positivos en lugar de humillación, vergüenza y desvergüenza.

I wonder if you can

Que puedas coger a alguien de la mano sin necesidad de dudarlo, ni esconder una sonrisa por cualquier tipo de miedo.

I hope some day you'll join us

Que cueste cada vez menos tender la mano boca abajo para aportar y boca arriba para ofrecer apoyo, pues hay más mundo después de los espejos.

And the world will live as one



Bien. ¿Aún seguías imaginando?


miércoles, 5 de septiembre de 2012

Playing (?)

Con todas mis fuerzas clavé la púa bajo la ceja y sentí como una infinidad de sensaciones recorrían su cuerpo y el mío. No saber que tal subida de adrenalina iba a tardar unas horas en irse hubiera sido un estúpido intento de auto-convencerse, pero aún así continué una y otra vez ya sin fijarme dónde acababan las púas que desfallecían en la mesa de torturas, mi cabeza solamente atendía a la boca que gritaba suplicando que no acompañase sus quejidos con mi burla habitual en estos casos. Pero, ¿cómo no hacerlo? Disfrutaba con las ondas introduciéndose por las ranuras de mi piel para erizar todo bello momento que pasaba rasgando sus cuerdas consonantes, todas locas y subidas de tono. Cómo contenerme a no acariciarle el cuello, cogerle de las muñecas y rasgar su cintura de arañazos hasta que nos quedásemos sin voz, ni fuerzas, ni respiración... Y es extraño, pues no puedo coger la púa sin extrañar el tacto de las yemas con las cuerdas.

sábado, 1 de septiembre de 2012

"Quark", dijo el gato.




Un vaso, 3 cubitos y una botella de miradas de reojo. Una mano intentando ocultar con risas silenciosas lo que piensa que puede ser opaco a mi visión, que espera pacientemente a que me emborrache y pierda el compás del baile para recordarme después que me tome la tensión y las pastillas.
Pero entre set y set de juego la pelota se queda en la grada recuperando fuerzas sabiendo que cada vez que es golpeada su mensaje no es otro que callarnos al instante.
Callarme, en mi cabeza, metiendo a cada pajarillo en su jaula y dejando huérfanos a los cuervos que hacen ruido de más, comprimiendo las lágrimas en un tubo de ensayo y abandonándolo en mitad del desierto.
Callarte más bien, en un intento de descolocarte y dejarte fuera de juego, de no darte a elegir entre tus universos relativos, de obligarte a reiniciar el sistema por sobrecarga sin fijarte en que del sobresalto has fundido la batería, y el cable del enchufe se me ha aliado esperando a mi señal para esconderse y no dejarte volver en sí.

jueves, 30 de agosto de 2012

Touché

Un modesto intento de acorralar la veracidad quedaba entre líneas a lo largo de su sonrisa en el momento en el que una ceja más alta que otra aparecía en cualquiera de los frentes enemigos. Entre unas explicaciones ambiguas que no dejaban lugar a la imaginación por el revestimiento de verdades ocultadas y superpuestas, y silencios que podrían servir para afilar las espadas con las que nuestros duelos amenazaban cortar el hielo y matar el tiempo y las paredes que más tarde nos acogían tras cortes incesantes e inesperados de unas manos que, mal subestimadas, daban a entender su inexperiencia en un arte que hasta ahora se practicaba por su amor a lo desconocido y la curiosidad, que por la propia satisfacción personal. Entre ellos mis reflejos subsistían enclenques, desnudos y vergonzosos por los achaques de la edad y las continuas sorpresas de armas más recientes a las que pude robar en su día.

lunes, 27 de agosto de 2012

Zenutrio

Cada persona ha nacido con una fortaleza diferente, la cual va desarrollando con el tiempo; pero no por ser más o menos débil los acontecimientos que transcienden en nuestras vidas deben considerarse  como superiores a esta tenacidad dada. Cuanto sucede a nuestro alrededor está cuidadosamente calculado para que se pueda afrontar, porque ya se quiera creerse o no, las aptitudes se están en cada persona, pero es la actitud de la cual en ocasiones se carece la que en vez de aportar la seguridad para golpear una tabla, la atraviesa. 

sábado, 25 de agosto de 2012

Nulal

Llegado el momento cogí a la nada, 
la tumbé, 
y la até, 
y la hice eterna.

jueves, 16 de agosto de 2012

Parking snails


Cuenta cada segundo que pasa para saber el sonido de tu voz sin contar que sin haberlo oído aún reconozco su timbre, y sin acertar a leer tu mirada sorteo sus trampas y me adentro en su calidez.
Me encuentras siendo de los más pequeños seres en el regazo de una espera que, juguetona con la rueda que ayuda al tiempo a seguir su curso, nos mece en el vaivén de la paciencia pretendiendo que aceleremos su velocidad.
Dejando caer una mochila resuenan las piedras que fueron apartadas del camino, piedras cuya carga es la fortaleza encontrada en el pasado para afrontar el futuro, y piedras que van cayendo entre el perdón y el olvido.
Enloquezco. Y te ríes, y te burlas de mi locura, y me provocas buscando ese incentivo que deje entrever algún talón desmejorado. Te doy la espalda y me hago con mariposas escondidas entre los arbustos con el pretexto de buscarles un sombrero que haga sombra a sus colores mientras esquivas la palabrería barata y la bateas hasta sacarla del campo de juego.

viernes, 3 de agosto de 2012

Divagaciones y filosofías.

Tras el hipnotismo creado por susodicha imagen he llegado a la conclusión más aguda a la que una mente como la mía puede acceder en una noche como esta de verano.

Yo violar frigorífico.



miércoles, 25 de julio de 2012

Hot swapping


Erraron las historias de cuento de hada y los relatos que derramaban valores esenciales para considerarse ‘correcto’ o ‘educado’, los indicios de que los buenos siempre ganan y comen perdices (¿es que nadie piensa en los vegetarianos?), la defensa del orgullo y el convencimiento de realizar una acción porque era lo correcto.
Ahora las memorias se invierten a flechazos de una noche con los que Cupido pasaba el tiempo asediando a los integrantes de una fiesta en un momento determinado. Las modas han pasado a deshonrar a nuestro mismísimo ser permitiendo que el más efímero de los calores que se puedan apoderar de nuestra mente y nuestro juicio sea testigo del tesoro más grande que cualquier persona podrá llegar a poseer en su vida, que no es más que su propia carne,  pues es ésta quien permanece a su lado a lo largo del invierno, desde el primer hasta el último de los días de nuestra existencia; y con esa forma de auto-respeto menospreciamos al resto de iguales pretendiendo demostrar que semejante mentalidad es propia de un ser “superior”.

viernes, 20 de julio de 2012

ichi-nyan


Había estado toda la tarde estudiando y pensaba que despejarse un rato no era tan mal plan. Fue a la cocina y cogió una botella de Nestea y una bolsa tamaño familiar de patatas fritas, y encendió el ordenador para comprobar si la película estaba ya descargada. Trasladó el pc junto a la cama, echó el cerrojo de la habitación para una mayor intimidad e hizo clic para que ni pasada la mitad de su desarrollo estuviera roncando a pleno pulmón en su cama. Por la noche oyó cómo su canino arañaba la puerta solicitando su  compañía, de modo que, sin hacer el menor esfuerzo de fijarse por dónde iba, se tambaleó hacia la puerta dejó que su compañero se tumbase a los pies de la cama, y como señal de agradecimiento éste le dio un cariñoso lamido en la mano. Fue instantáneo volver a su profundo sueño aunque volviera a ser molestado un par de veces por lo que le pareció un goteo que solucionó dejando caer un ciego ‘¡papá, hay que arreglar el grifo del baño, que gotea!’, aunque acto seguido recordó que estaba solo, y su fiel amigo lo tranquilizó con otro lametón cayendo en otra sinfonía de ronquidos. Al despertarse por la mañana y pisar con los pies desnudos algo mojado lo primero que pensó fue en el Nestea derramado y en la consecuente bronca de su madre, pero una vez abiertos los ojos se fijó en que no podía ser otra cosa que sangre, al alzar la vista descubrió que a quien pertenecía no era más que al compañero que había tenido esa noche a su lado, que ahora yacía rígido enredado entre los hilos de su canasta dejando caer de la cola unas gotas que chinchineaban en el charco que prácticamente inundaba la sala. Entrando en pánico fue a coger su teléfono móvil encontrando junto a éste una nota que decía ‘Las personas también sabemos lamer ’.

martes, 17 de julio de 2012

Just kidding

Como cualquier otra persona que iba a lo largo del paseo marítimo andaba con la mirada perdida, nadando de un pensamiento a otro, intentando llegar a algún puerto que prestara un poco de lucidez a aquellas premisas difíciles de decodificar.
Entre ancianos argumentando sus brillantes planes para mejorar el país, rebaños de juventudes desgastadas por el maquillaje y la ropa de marca y superpuestas a la firmeza de los principios, y entre familias que paseaban con sus… niños, eso era lo que faltaba. 
La ilusión, la inocencia, la bondad, la curiosidad… Que un ser con tan poca experiencia pueda llegar a transmitir un conjunto de sensaciones que consigan liberarte de cuanto te aflija, por pequeño que sea el instante; que algo así sea posible, es lo que considero un milagro.

domingo, 15 de julio de 2012

Loveless


Una vez que las emociones condujeron hacia el filo de una espada que se tomaba por enfundada la envoltura cayó, y el contenido causante de tanta indecisión y dolor salió a la vista de los de su propia especie mientras el resto de ignorantes esperaban un milagro que excusara de alguna forma las vidas que irracionalmente habían tomado. Una vez liberado tomó una bocanada de aire, y observó a los insensatos que mirando en todas direcciones, y a la vez ninguna, parecían buscarle, pero siendo hábil halló la protección que necesitaba en otro ser que podía resultarle de utilidad a pesar del estado en el que se encontraba, y abriendo la boca frente a éste tomó su control. Horas más tarde despertó y desapareció, pues el camino no se anda más que con la sombra que el sol te da, y el tiempo que las estaciones ofrecen.

sábado, 7 de julio de 2012

Muppets

A quién podrán volver a ser cantados mil sonetos de miel sino eran a una lengua que, entre hilo e hilo, tejía historias de universos paralelos, y que al juntarse en un infinito visible a los ciegos su sentido cobraba la forma de la desconfianza que tanto había resaltado en sus contratos.
Hacia dónde irán las dichosas golondrinas, que se han vuelto a quedar aturdidas de tanto cambio de los aires venidos entre las dimensiones de excusas poco acertadas, que no paran de llamar a mi teléfono con la intención de que una verdad mareada con el tiempo les dirija a su destino.
Que en cuanto apartas la vista del objetivo las sierras vuelan y pasan rozándote sin atinar a darte cuenta de su presencia... Hasta que el carpintero requiera una vez más su uso y los recoja ante ti con sonrisas tan afiladas como sus instrumentos de guerra... Hasta que unos ratoncillos, pacientes y leales, ayuden a ordenar tu cabeza como si de la carpintería se tratase, y una vez aclaradas las ideas ves con nitidez las tablas de madera, y los tornillos que se te habían ido cayendo por el camino, y  las marionetas.

martes, 3 de julio de 2012

Shhhhharing no-body except mine (avec toi)


En silencios jocosos de entre pestañas que ya quisieran muchos encontrar en las miradas de noches de ensueño, me intento desenredar sin esmero de las esposas del pasado que me divorciaron de la moral y tirando las llaves al océano borraron recuerdos de mañanas en puertos de barcos expectantes de otro naufragio de mis labios.

Unos zapatitos de cristal han huido asustados al verse reflejados en el radio de tus verdes pupilas, que de la impresión se han bloqueado y queriendo huir escaleras abajo han tropezado y se han echado a llorar en añicos.

Mientras jugueteabas con la decencia de unas sábanas adolescentes me volvió el recuerdo de una carrera pendiente con una meta que comenzaba entre tus piernas, mas tras de preguntar en la joyería se me advirtió que mi instinto incauto podría salirme muy caro si no buscaba más allá de momentos descomprometidos.

Aquella noche mi almohada esperaría desvelada y fría sin respuesta teniendo en cuenta que unas esposas me ataban a una cama que no ofrecía resistencia por ser cómplice de juegos sin pudor, unos pies quedaron huérfanos ante el escalofrío de un calzado sensible a tus facciones,  y una razón que se fue de la fiesta en cuanto supo quien la presidía.



miércoles, 27 de junio de 2012

Inchenchateces


Intentando encontrar esa estúpida y recomendada postura de ‘sí, vale, ya no me duele el culo’ los acordes iban bailando entre las manos y las cuerdas tartamudeaban sintiendo que las notas fluían sin la necesidad de mostrárselo a los otros sentidos para probar su convicción, de que con el paso del tiempo los trastes se habían hecho más pequeños, la piel se ponía de gallina por la rapidez con la que se podían llegar a producir los sonidos que se pretendía expresar en un determinado intervalo, y los ritmos en los que pensando que ibas a llorar dabas un salto por la adrenalina que te había subido al momento elevándote a un suspiro de éxtasis que no es comparable a otra sensación terrenal… En el momento que recordé que si seguía subiendo me iba a dar de cabeza con el techo volví a sentarme, pero me levanté para estirar las piernas y encontré una chincheta tumbada y confusa a causa de la gravedad que neutralizaba sus pensamientos, en la silla que intentaba ser acomodada al antojo de mis posaderas.

sábado, 16 de junio de 2012

Realidades imaginarias irracionaliazadas


Cuando no quieres llegar al punto de tener que acostarte, de cerrar los ojos y pensar que la realidad es un juego o un sueño raro que no sabes de dónde ha salido, ni cómo ha empezado, ni cómo has podido seguir en el mismo sueño durante tantas noches seguidas sin haber despertado para darte cuenta de que en verdad no eras tú quien protagonizaba el sueño sino un personaje n-ario espectador de los deseos y caprichos de otro que no era más que la sombra que perseguías mientras tenías el sol detrás tuya, hasta que éste cae rendido al no poder alcanzar tu velocidad y vuelve la noche, y con ella el sueño que te recuerda que no eres más que otra ilusión del juego aburrido y monótono de la vida pretendiendo alterar ese equilibrio que, sin saberlo, habías conseguido alcanzar… Es entonces cuando una ducha de agua fría te hace abrir los ojos y echas a correr sin más rumbo que el que tus pies te dirigen, inconscientes de que vuelven a la boca del lobo, boca en la que el refugio descubierto es una droga de la que no te quieres alejar.
Porque nos cansamos de la rutina, del siempre lo mismo, de no tener nada nuevo que hacer o de qué hablar, y deseamos que, aunque sea durante un momento, nos rodee una manada que nos ponga en tensión y nos quite la tranquilidad para recordarnos que la vida no es constante, que nos envuelve y nos marea a su antojo para crecer con ella y crecer con el tiempo.

martes, 29 de mayo de 2012

Treasure


Hace no mucho encontré un mapa en el que citaba esconder un tesoro y cómo hallarlo, y como amante de las ilusiones fui en su busca. Durante el camino aparecían pruebas que otros no fueron capaces de superar, y a pesar de ello sus restos me impulsaban a continuar, pues daba a entender el valor que podría tener el final del trayecto. Tras un recorrido semejante a media vida humana di con una cueva, cuya puerta estaba sellada y encadenada guardando el aquello que ya era digno de conocer para saciar la curiosidad y la avaricia mortal, y cuya llave portaba un ser que me esperaba con la mirada desde que había puesto un pie en el lugar.

-¿Eres consciente de lo que vienes a hacer aquí?- Preguntó
-Sí.
-En tal caso deberás saber que cuando quede libre serás tú quien pase a ocupar su lugar, y hasta que no consigas volver a encontrarle, y reconocerle, nada será igual para ti.
-Merece la pena correr ese riesgo.

Y abrió la cerradura, y le vi, y nunca olvidaré sus ojos, ni sus facciones, ni lo que sentí en aquel momento, pues será quien me libere de las cadenas que me rodean desde entonces, y quien ahora vuela libremente con la llave sin ser consciente de que mi existencia depende de la suya.

miércoles, 16 de mayo de 2012

Hinnocence


De un sobresalto me di cuenta de que se había colado un invasor en mi cama sin percatarme de su intrusión, y aún extrañándome por el lugar por el que había conseguido entrar sin activar las alertas de los niveles superiores de seguridad se acurrucó  junto a mí y con una sonrisa me hizo un ademán de seguirle. La negación lógica era la respuesta que sobresalía por las paredes de mi cabeza, pero mordiendo y molestando para que no cayera en el sueño que había dejado abandonado me terminó haciendo ver que mi tiempo de descanso ya había terminado, de forma que cambié mi vestuario y pretendí ir a su ritmo, pero era demasiado veloz y yo no me había despertado del todo.  Se paró en un punto y me señaló una ventana, la cual no había reparado en localizar hasta que me pude dar cuenta de la silueta que se escondía tras la cortina. Sabía lo que quería que hiciera y me había llevado a aquel lugar con esa intención, pero dada lo insignificante que era mi presencia para aquella sombra no podía reunir el valor suficiente para susurrar siquiera su nombre… y no lo hice yo, lo hizo mi guía traidor con un sonoro maullido delatándome ante el nítido espejismo que ya me clavaba sus pupilas. No articuló palabra, sino que, ante mi perplejidad, en su lugar volvió al interior y al cabo de unos pocos minutos apareció por la puerta sigilosamente. Buscando la forma de encontrar una palabra que no me hiciera quedar peor de lo que ya sentía ser, se acercó donde me encontraba, y me regaló un ‘gracias’ de esa boca con la que tantas noches había soñado, y una sonrisa que llenó de luz lo que entonces fue una noche insensata.

lunes, 7 de mayo de 2012

Vouloir voler


Empezaba a sonar una melodía y apenas era capaz de moverme, no había sido consciente de su presencia hasta que un corro espectador se hizo a su alrededor y, al acercarme, me volvió a hipnotizar. Había conseguido sacarme de la cabeza esa estúpida idea, pero ahí estaba, y no parecía de este mundo. Ser partícipe de tal gracia debía ser pecado pues esos movimientos tenían un poder de absorción que eliminaba de la mente cualquier otro pensamiento. Y no me importaba, al igual que al resto de su público, nada importaba cuando se cruzaba en tu camino, a pesar de que yo sabía que lo hacía para mí, sabía que quería atraerme hacía sí y que le guiase en la perplejidad del resto de bocas abiertas. Durante un instante me tendió su mano y corroborando mi sospecha conseguí lo que toda alma mortal podría llegar a desear sin caer en la locura o la desesperación. Pero atiné en su sonrisa a descubrir cuál era la causa de que se dejase ver y no era más que la cleptomanía de unos besos que ya eran suyos.

martes, 1 de mayo de 2012

Proceda, Espanceta.

Con 10 miradas por banda,
más con viento todo altera,
no alcanzaría a amar si no fuera
un deseado serafín.
Inundan el desierto sus alas
que desplegadas con sigilo
arrasan a hipócritas sinsentido
Renovando la tierra y su confín.

Que la luna al mar requiera
Que hacia ella sople el viento
Y así alcance con su movimiento
La superficie de esta amiga azul.
Y viendo un día en su patata
que era alegre por norma
llegó a usar su sorna
para desdibujar los tabús.

Revuela, pequeño mío, sin temor
que ni enemigo tardío,
ni tormenta, ni bonanza
tu rumbo a torcer alcanza,
ni a sujetar tu valor.

Veinte eones
él ha hecho
sin merecido haber
el trato que en ocasiones
ha recibido su ser.

¿Qué es mi ángel? Mi tesoro.
¿Qué es mi Dios? Sus dos piernas.
Mi ley, la fuerza de su mirada.
Mi única patria, su cama.

Siempre quedan fieros perros,
ciegos reyes
que con orgullo entierran
muchos huesos, y muchos vivos
sin pararse a pensar en frío
que nadie vive sin muerte que le espere.

Y no hay cielo
sea cualquiera,
ni ladera
de esplendor,
que no sienta
mi derecho
y dé pecho
a mi valor.

¿Qué es mi ángel? Mi tesoro.
¿Qué es mi Dios? Sus dos piernas.
Mi ley, la fuerza de su mirada.
Mi única patria, su cama.

domingo, 22 de abril de 2012

Maths o menos


Un mínimo común múltiplo ha terminado derivando en una constante pensando que no fuera a ser definida en tan poco tiempo, pues da igual cómo defina a esta ecuación ya que su resultado no varía en la tercera dimensión. Por mucho que pida una desviación que altere los razonamientos que puedan conducir a otros niveles de locura (ya sean superiores o inferiores) todos sus resultados se encuentran limitados entre dos mundos a los que se ha acostumbrado a dividirse, y por mucho que pi dé un signo u otro su determinante no es otro que ese tiempo que condiciona cualquiera de las operaciones siguientes que se puedan imaginar. Los puntos en los que el polinomio equipara a la nada consiguen llevar a la negligencia a las personas que han estado trabajando sobre ella conduciéndolas al deseo de la ignorancia de su existencia.

jueves, 19 de abril de 2012

Hyde

Un sabio inmortal persigue el recelo impotente de la atención de una joven diosa, en quien se había fijado antes incluso de que ésta viniera al mundo, y que al no ser correspondida atenta contra la persona a la que ha bautizado como rival de su máximo interés para apoderarse de su talón de Aquiles y esclavizarle con un chantaje del que no liberará... Juega en su contra para debilitarle mientras su contrincante soporta sus trampas haciéndose más fuerte, con el fin de poder ver una vez más a esta amada secreta, la cual un día se paró en su mirada y no ha podido borrarla de su mente.
Acelera el Tiempo en el momento en el que nuestras frentes consiguen tocarse y lo ralentiza cuanto puede intentando desesperarnos en la espera. Ha llegado a imponer a sus discípulos el tormento imperecedero de no apartarse de mi lado e irrumpir incluso en su soledad, orden a la que se han encadenado cual bestia en una mazmorra un tanto acomodada. Mas el momento en el que desaparecen es el mismo en el que multiplico las sombras para abandonar este mundo para ir a la avenida de tus brazos.

domingo, 15 de abril de 2012

Haunted

Me visitas sin mirarme, sin verte y sin estarnos presente, acompañándome en una soledad más reconfortante y tranquilizadora que ninguna droga, e iluminando las noches sin necesidad de que se te ilumine por la propia luz que desprendes. Sonríes y el mundo se desploma, pero ¿y qué? si puedo ver una vez más esa expresión todo merece la pena, todo si es por recordar a mis sentidos el motivo de los despertares del sol y el llanto del cielo a causa de la envidia que les provocas. Y yo, sin saberlo, continúo arrancando folios de mi vieja libreta mental como si fueras una perfecta ilusión imposible para este universo (a pesar de que pertenezcamos a mundos diferentes) intentando encontrar una forma de acercarme a describirte. Marea el transcurso del tiempo que se nos para entre unas mejillas sonrojadas, divisadas por una lámpara fundida y agotada incapaz de seguir los compases de las canciones que cantamos una y otra vez cada vez que consigo que cierres esos ojos encantadores y hechiceros de los sueños que me apresan noche tras noche.

viernes, 13 de abril de 2012

Tenshi no namida


Anidados estuvieron aquellos brotes de paciencia que en su día echaron a volar ante el acecho de un cazador desesperado por imponer su caprichosa escopeta en una vitrina de orgullo junto a sus presas, inertes del sentido que pudieron haber llegado a tener gracias, una vez más, a la sociedad. Quedan ya pocos sin esclavizar por egoístas ávidos de intolerancia e irracionalidad.

Mientras tanto hay recuerdos encarnizados que no desaparecerán por tiempo que pase, firmas de la identidad que has podido atreverte a mostrar, y que pretende ser eliminada cual peste o gripe a base de cañonazos de burla e incoherencia.

Tras un sinfín de súplicas algunos ángeles han sido aclamados con el fin de que esta esta extinción no continuase y su ayuda a detenerla, habiendo bajado escondidos y disfrazados como terrenales indiferentes buscan realmente a aquellos que se han acogido a su llamada para protegerlos entre sus alas y no consentir más dolor… Ofrecen también una mano que espera ser tomada cuando llegue el momento, y a pesar de que su aguante no es pequeño reciben humillaciones, arañazos y disparos de lo que se esperaba ser un refuerzo de apoyo.

Durante este camino se puede conocer a más de un ángel sin que éste te revele su identidad, ángeles que aliviarán cicatrices que puedan estar abiertas y te acompañarán durante el resto del sendero... Mis ángeles me lo han demostrado.

domingo, 1 de abril de 2012

Soccer

Es una evasión concentrada en instantes de agonía, un destello de júbilo que atraviesa otra dimensión, son miradas cabizbajas a causa de centímetros sin asegurar.
Es un impulso irracional de abandonarme e ir a por todas, una decisión de seguir adelante y no echarme atrás, una digievolución temporal en otra persona más fuerte y segura.
Es un mundo paralelo en el que te mueves sin saber a dónde, sin más mapa que tus piernas y tus sentidos, que recorren un terreno más o menos conocido con el único objetivo de redescubrir un marcador juez de nuestro esfuerzo y calidad.
Es un grupo de sonrisas inmersas en un diámetro definido, un punto por el que 11 personas bailan a su merced en coreografías inconscientes para sus sentidos, coreografías de sorda musicalidad y ritmos perfeccionados por el cincel del entrenador.
Es un punto de apoyo multiplicado por un equipo, una posición en la que te sostinienen 50 manos ajenas que no te dejan caer, son palmaditas y palabras de ánimo que tienen más fuerza que cualquier estampida.

martes, 27 de marzo de 2012

Wanted spring...


La primavera me ha llamado recelosa preguntando por qué no he ido a recibirla a la estación, no podía comprender que tenía otro asunto entre manos más importante que requería mi atención.

Se ha enfadado e insultándome con la amargura del rechazo entre sus lágrimas me ha intentado calumniar queriendo arrebatarme el más bello de los floreceres sin saber que lo tengo escondido en secreto. Es el más hermoso de todos los posibles con un nombre al que hace honor, pues con la ternura que desprende en cada una de sus palabras elimina todo rastro de oscuridad a su paso.

Caprichosa ella pretendía esclavizarme sin pararse a pensar en que mi visión dejaría de nublarse en algún momento para llegar a gritarle al silencio por su traición al no haberme alentado antes de una existencia tal como la que ahora mantengo clandestina.

Los sentidos intercambian sus funciones cuando te divisan para poder sentirte de todas las formas posibles, porque lo que daria por alcanzar ahora mismo el cielo de tu boca para explicarte en un solo contacto, que sin ti el universo es inmenso y contigo se reduce únicamente a ti...

viernes, 23 de marzo de 2012

Sweet

Te me antojas con demasiada frecuencia, ya sea en algún momento del día o de la noche aunque no siempre te tenga a mano para llevarte a mi boca, siendo una pena ya que no me consigo saciar de tu sabor. Desenvolverte tiende a ser otra hercúlea prueba en la que atientas contra el tiempo y la razón, en la que olvido que el mundo podría desvanecerse por un suspiro tuyo llegando a conseguir que algunas noches se esfumaran galaxias que todavía no habían sido bautizadas. Y aun sabiendo que a la vuelta de mi viaje he de enfrentarme a la reina realidad no me apena, pues alimentarme de ti supone un suministro de vida inigualable a cualquier otro. Avanzo un paso a sentir tu sabor y ya estás temblando, por mucho que te cocine a esas altas temperaturas sigues temblando entre mis manos, de modo que te sujeto con mayor firmeza para que no te derritas y comienzo a degustarte entre un sinfín de melodías de tonos cálidos y agudos, en un manto de besos más dulces que la propia palabra, en sábanas envoltorias de respiraciones entrecortadas causadas al atragantarme por querer comerte sin descanso.

martes, 20 de marzo de 2012

Better than chocolat

En la luna me cobijas con las hijas de su luz
que sin ellas me faltas aún sin faltarme ya nada
para comerte sin falta, sin tiempo y sin luz.
En su cuarto, tal vez olvidado, un momento aparto
para alcanzarte sin fuerzas y sin pensar,
y estirarnos alcanzando un sonido sordo e indefinido
que no duerme, no descansa, y no te aparta de su visión.
Maúlla.
Sólo, me quedo sin una vida menos
una vida por mecerte entre mis brazos
y merecerte menos de lo que tú a mí
quedándome siempre a merced de tus labios.
Sólo, como si me sobrasen de un tiempo pasado
de otras vidas que habiendo volado sin llegar a vivir
han dejado como en un grato recuerdo
una candela, tu mechero y esa luz.
Maúlla, ya sin aliento.
Y acechando con recelo el momento calcula
pensando que sus vidas cuentan más que las nuestras
pretendiendo atacar cuando volvamos a ser dos
para arañarme, mirarte y apartarte, sin poder despegarte de mí,
sin acertar a herir nuestros sentidos,
y sin ver que para ver sólo estaba tu luz.

jueves, 15 de marzo de 2012

甘い星

Dado un cielo estrellado de aviones tan fugaces como las estrellas que lo difuminan e iluminadas por una luz más cegadora que la del sol en su más caluroso verano, cuidas de todas ellas arropándolas en un universo descrito en la tinta de tus labios, en una voz que me pedía encontrarte para que no me volviera a perder sino era en tus noches, en el caso de un sueño en el que no es necesario dormir, en el deseo idílico de un reloj sin tiempo que me sirviera de cómplice para aprenderme la geografía de un cuerpo en el cual, como si se tratara de un laberinto, no me importaría perderme para encontrar el camino hacia alguna salida sin ninguna prisa.